Tarimas de madera para exterior

Los suelos de madera son realmente preciosos, y aportan calidez y solera a cualquier vivienda. Pero no sólo tenemos la opción de utilizarlos en interiores; desde hace tiempo se vienen colocando tarimas en zonas de exterior, como terrazas, porches o alrededores de piscinas, consiguiendo un aspecto realmente atractivo e interesante, en sustitución de los clásicos suelos de baldosas o piedra.

Las maderas tratadas han sido todo un descubrimiento dentro de este campo. La tarima de la imagen se llama Lunawood, y en este caso, la madera ha  sido tratada en condiciones de alta temperatura para conseguir una óptima resistencia al agua y a las condiciones extremas de la intemperie.

Hay otras soluciones muy interesantes, como las tarimas que se realizan a base de virutas de madera reciclada aglomerada con cemento; además de resistentes y atractivas, son de lo más ecológicas. Este material en concreto es más caro, pero su resistencia al paso del tiempo y la ausencia de mantenimiento que requiere son motivos para pensarse su instalación.

Para mantener en buen estado un suelo de madera tratada para exterior, lo mejor es aplicarle una o dos veces al año un buen aceite para exteriores (por ejemplo, el aceite a base de derivados naturales Carl´s Deck Oil es una buena elección). La madera recuperará su profundidad de color, y evitarás que se agriete o resquebraje.

La tarima Lunawood y el aceite Carl´s Deck Oil los distribuye Gabarró Hermanos.

Escrito por | 26 de octubre de 2009 con 0 comentarios.
Etiquetas: ,
Lee más artículos sobre Bricolage y Consejos y Jardín

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta